top of page

Como encontrar a Dios


Consejero espiritual
Sergio Andres


El mundo es un lugar ruidoso. Lo que significa que es fácil que nuestras mentes, corazones y vidas también se conviertan en lugares ruidosos, no lugares para encontrar a Dios en silencio. Nos despertamos con largas listas de logros y estamos respondiendo constantemente a las demandas del trabajo, la familia, la iglesia y cualquier otra cosa a la que nos hayamos comprometido. Y no es que estas cosas sean malas, pero si no tenemos cuidado, pueden desplazar formas más profundas e importantes de vivir y tener comunión con Dios.


Como Elías, de pie en la montaña esperando ser abrumado por el poder de Dios, a menudo esperamos cambios dramáticos en la vida o epifanías para llamar nuestra atención. Estamos esperando el viento violento metafórico, el terremoto, el fuego. Pero no tenemos que esperar para encontrar la voz de Dios. Podemos encontrarlo en lo cotidiano si buscamos ese “sonido ligero y silencioso” en los rincones tranquilos de nuestra existencia diaria.



Una lección de la peregrinación

Hay mucho entusiasmo por una peregrinación . Los viajes internacionales, las visitas turísticas, las nuevas culturas y ciudades generan mucha emoción. ¡Como deberían! La peregrinación es emocionante; incluso hablamos de ella como una experiencia “en la cima de una montaña”. Pero si adoptamos esta idea de que Dios está presente en esos momentos tranquilos y tranquilos, podemos entrar en una experiencia de peregrinación más plena y significativa.


Es una de las cosas que diferencia la peregrinación de los viajes turísticos. Después de visitar la Basílica de San Pedro en Roma, el Santo Sepulcro en Jerusalén o Lourdes en Francia, tiene una oportunidad única. Una oportunidad no sólo para decir “lo vi”, sino para entrar en un momento tranquilo y espiritual de reflexión. Y es allí, en el silencio, donde es más probable que encuentres a Dios. Lejos de tu vida cotidiana, de las distracciones y en medio de una experiencia transformadora, serás recompensado de maneras sorprendentes por tomarte el tiempo para escuchar esa voz tranquila.


A continuación 3 formas de encontrar a Dios en el silencio. Escuchar la voz tranquila de Dios no es un evento aislado. Es un viaje de por vida que podemos emprender de pequeñas maneras todos los días. Aquí hay tres formas de incorporar la escucha tranquila a lo largo del día.


1. Tómate un respiro.

A veces, incluso unos pocos segundos de silencio pueden ser suficientes para levantar la mente y el corazón. Comience respirando profundamente unas cuantas veces para invitar la calma al momento. Tómate un poco de tiempo para apreciar algo que Dios ha hecho por ti, orar por alguien o reflexionar sobre algo que hayas leído recientemente. No es necesario que sea largo ni complicado, sólo el hecho de que lo estés haciendo hace una gran diferencia.


2. Dedique diez minutos por la mañana o por la noche. La vida es agitada, pero cuanto más agitada es, más importante es reservar tiempo para el silencio. Pon un cronómetro y dedica ese tiempo a la oración, la meditación y la contemplación. A medida que continúes practicando, descubrirás que no sólo se vuelve más fácil, sino que no querrás prescindir de él. Y pronto, este reinicio de tu alma y conversación con Dios comenzará a afectar todo tu día.


3. Incorporar el silencio en eventos y actividades. El silencio no tiene por qué estar separado de lo que sea que estés haciendo, puedes dedicarle tiempo intencionalmente. Puedes agregar de 5 a 10 minutos de oración silenciosa y reflexión al tiempo de tu grupo pequeño o de tu familia. Sal a caminar y apaga la música o el podcast. Encuentre un lugar tranquilo para almorzar durante la jornada laboral. Una vez que empiece a buscar, encontrará que abundan las oportunidades.


 

Conclusión


Vivimos en un mundo lleno de ruido y distracciones que pueden desviar nuestra atención de las formas más profundas y significativas de conectarnos con Dios. En medio de nuestras ocupadas vidas, es esencial encontrar momentos de silencio y calma para escuchar Su voz. Al igual que Elías descubrió la presencia de Dios en un “sonido ligero y silencioso”, también nosotros podemos encontrar a Dios en la quietud de nuestra existencia cotidiana. Las peregrinaciones nos ofrecen una oportunidad única para buscar esta conexión profunda en lugares sagrados, pero también podemos llevar esta actitud a nuestra vida diaria. Al practicar la escucha tranquila y la reflexión, podemos transformar nuestras vidas y acercarnos más a Dios.


Llamado a la Acción

Te invitamos a que comiences hoy mismo a buscar esos momentos de silencio en tu vida diaria. Tómate un respiro, dedica tiempo específico por la mañana o por la noche, e incorpora el silencio en tus actividades cotidianas. Al hacerlo, no solo encontrarás paz y claridad, sino que también abrirás tu corazón a la voz de Dios. Recuerda, no necesitas grandes epifanías para sentir Su presencia; a menudo, lo encontrarás en los rincones tranquilos y cotidianos de tu día. Comienza este viaje de escuchar y reflexionar, y descubre las sorpresas espirituales que te esperan.


 

Querido Dios,

En medio del bullicio de mi vida cotidiana, me acerco a Ti buscando paz y silencio. Ayúdame a encontrar esos momentos tranquilos donde pueda escuchar Tu voz clara y serena. Enséñame a detenerme, a respirar profundamente y a apreciar las maravillas que has puesto en mi camino.


Concédeme la sabiduría para reservar tiempo cada día para la oración y la meditación, y permíteme sentir Tu presencia en esos momentos de calma. Que pueda incorporar el silencio en mis actividades diarias, encontrando espacios para la reflexión y la conexión contigo.


Señor, quiero conocerte más profundamente y vivir una vida que refleje Tu amor y Tu paz. Guíame en este viaje, y abre mi corazón para que pueda escuchar y seguir Tu voz en cada rincón tranquilo de mi existencia. Amén.


-Tu consejero espiritual Sergio Andres.

363 visualizaciones4 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

4 Comments


Unknown member
Jun 05

Hermosa ❤️🤣💝

Like

Unknown member
May 23

Que bello yo suelo encontrar mucha paz y a Dios cuando dos horneritos vienen a buscar su comidita en mi vereda !! Se siente maravilloso gracias por tan bello mensaje

Like

Unknown member
May 18

Amén amén 🙏 Gloria al Gran Rey de Reyes Señor de Señores, gracias Sergio Andrés por tan hermosa oración Dios te bendiga 🙏❤️

Like

Unknown member
May 18

Amén 🙏, gracias Sergio Andrea, Dios te bendiga

Like
bottom of page